STA ELENA: Insólito, le quiso sacar el arma a un policía luego de ser encontrado robando, pero la justicia lo liberó

En los primeros minutos de este jueves, pasadas las 00:15, la comisaria 2da de Santa Clara del Mar recibió el alerta de un posible ingreso a una vivienda de Santa Elena, ubicada sobre Alver Nuñez Cabeza de Vaca al 300. Al comisionarse en el sitio, observaron una ventana violentada y al mismo tiempo, ven a un sujeto en el patio del lugar. Al dar la voz de alto, el individuo no acató y se lanzó sobre el personal policial con un elemento contundente, intentando sacarle el arma reglamentaria a uno de ellos. Tras un forcejeo fue reducido y demorado. Lo mas insólito del caso, es que la fiscalía de Flagrancia, tras ser informada, solo dispuso notificación de causa y liberación.

El delincuente, de 23 años, había intenado ingresar en una casa de veraneo, rompiendo los postigos y una de las ventanas de la locación. Un testigo que observó la situación alertó a la comisaria de Santa Clara del Mar y rápidamente se accionaron las alarmas.

En cuanto llegaron a la dirección antes mencionada, hallaron en flagrancia al sujeto y este, en un acto inentendible, intentó atacar a los efectivos, portando consigo un elemento contundente para golpearlos. No obstante esto, también trató de arrebatar el arma reglamentaria de uno de ellos. Esto, según el fiscal Amavet, es un acto de resistencia y “no constituye una grave afectación a la administración de justicia”. ¿Y qué pasaba si el individuo lograba el cometido y  disparaba contra los efectivos?, este, evidentemente, es otro claro ejemplo de que la justicia es quien está en falta, aunque la sociedad, muchas veces culpa a la policía.

Lo cierto es que, tras las actuaciones y la información a Flagrancia, se dispuso la formación de una simple causa por DAÑOS, y se le otorgó la libertad.

Esto, lamentablemente, puede ser incluso un disparador para el propio delincuente se envalentone y a sabiendas de que la justicia hace lo que hace, vuelva a delinquir. Total, lo liberan enseguida. Lamentable señor Fiscal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *