UGAM y un nuevo concurso lleno de irregularidades

Este martes 22 de octubre se llevó acabo, en el salón blanco del palacio municipal, la quinta edición del concurso público de guardavidas. Como en las otras ediciones, decenas de guardavidas del partido de Mar Chiquita se presentaron para aspirar a un puesto de trabajo, y como en otras ediciones, las irregularidades estuvieron presentes.

 Los concursantes comenzaron realizando un examen teórico sobre distintas problemáticas que se pueden dar en el lugar de trabajo. El examen era formato multiple choice con preguntas capciosas y mal redactadas que pusieron rápidamente de mal humor a la mayoría de los concursantes, haciéndolos perder como mínimo, 1 punto del puntaje total. Los aprobados se trasladaron al Natatorio Municipal, donde se toparon con una nueva sorpresa: Las ventanas del natatorio se encontraban tapiadas. Esto evitó que no se pudiera ver a los concursantes realizar la prueba, ni saber que tiempo obtenían.

 Como si fuera poco, se vivió una decadente escena, cuando el secretario adjunto del sindicato de los guardavidas, agredió con insultos al actual jefe Alfredo Prestipino. Al parecer, los problemas comenzaron cuando el jefe de operativo hizo la observación de que uno de los concursantes no se encontraba en el carril de la pileta que le correspondía. Según supimos, los insultos hacia el jefe de operativo se intensificaron, al punto tal, de llegar casi a los golpes.

Con poca participación por parte del ejecutivo, los concursantes tendrán los resultados finales, recién pasada las elecciones.

12 guardavidas, una pregunta.

 Quien este ultimo mes haya caminado por la costa marchiquitense, habrá notado una particularidad. A partir del primero de octubre, un total de 12 guardavidas, comenzaron a prestar servicio en el club de pesca de Santa Clara del Mar y en la boca de Mar Chiquita.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *