El peruano detenido en Vivoratá con 1 kg de cocaína, había sido deportado en mayo de este año y no se sabe cómo volvió a ingresar al país

Willy Anthony Rodríguez Pacherre de 38 años, años fue interceptado durante un control vehicular en la Autovía 2  por la policía vial a la altura de Vivoratá y la policía descubrió que llevaba 1 kilo de cocaína de máxima pureza para comercializar en Mar del Plata.

Luego de la detención y el pedido de informes sobre su identidad, se descubrió que el sujeto había sido echado de Argentina por otra causa por trafico de drogas. En el mes de mayo, Rodríguez Pacherre, fue escoltado en avión hasta la ciudad de Lima en Perú, por dos policías de la Interpol.

Al ingresar su nombre al sistema, los policías confirmaron que Rodríguez Pacherre había sido condenado el 29 de agosto de 2018 en el Juzgado Federal Correccional N°2 a 4 años y 3 meses por venta de estupefacientes.

En el marco de esa sentencia, el 16 de mayo se inició el trámite de “extrañamiento”, para expulsar al hombre a Perú. Finalmente, con tres custodias -entre ellas agentes de Interpol- Rodríguez Pacherre fue llevado a Perú y dejado en Lima.

Pero menos de dos meses después, Rodríguez Pacherre volvió a Argentina, para empezar de nuevo en el negocio de la droga.

Se supo que tenía domicilio en la villa 1-11-14 de la ciudad de Buenos Aires y ahora se investiga donde pensaba colocar la cocaína en Mar del Plata. Un análisis químico sobre la sustancia que llevaba arrojó que se trataba de clorhidrato de cocaína de extrema pureza.

El ayudante fiscal Diego Benedetti, con intervención inicial de la fiscal Daniela Ledesma, estuvo a cargo de las actuaciones judiciales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *